Compartir

Por: Juan G. Quino Martínez

Este martes con el triunfo de los Astros de Houston frente a los Media Blancas de Chicago, ha quedado definida la Serie de Campeonato de la Liga Americana, toda vez que el lunes en un partido trepidante que se definió en la novena entrada con un elevado de sacrificio de Kike Hernández llevando a Danny Santana al plato.

Los Medias Rojas de Boston eliminaron contra todo pronóstico a los Rays de Tampa Bay, quienes habían dominado la División del Este de manera contundente.

De esta manera el viernes en el estadio Minute Maid Park, iniciará la Serie de Campeonato de la Liga Americana, del cual saldrá uno de los invitados a la Serie Mundial de las Ligas Mayores de Beisbol (MLB por sus siglas en inglés), esperando los resultados de la Serie de Campeonato de la Liga Nacional.

El camino de los Medias Rojos de Boston:

Las Medias Rojas de Boston, quienes llegaron a los play off derrotando a sus eternos rivales los Yankees de Nueva York en el juego de comodín al son de 6 carreras a 2, llegaron a la Serie Divisional como la víctima de los Rays de Tampa Bay.

En el primer partido de la Serie los de Boston, perdieron con una blanqueada de 5 carreras a 0, en el cual por cierto el cubano mexicano Randy Arozarena, tuvo una destacada participación, a tal grado que se robó el home, realizando tres de las cinco carreras del partido; sin embargo, los Medias Rojas de Boston dieron una cátedra de bateo en el segundo encuentro y con un contundente marcador de 14 carreras a 6, se llevó el triunfo en Tampa Florida y llevaron la serie al Fenway Park.

El tercer partido de la Serie, celebrado en Boston estuvo de alarido, donde los Rays de Tampa en la octava entrada anotaron dos carreras y empataron el partido a 4, llevando a entradas extra el partido, hasta la entrada 13, cuando Hunter Renfroe recibió pasaporte a primera base con un out y Christian Vázquez dio tremendo palo que hizo temblar el llamado “Monstruo Verde” al mandar al fondo del parque la pelota, para imponerse los Medias Rojas al son de 6 carreras a 4, dejando tendido a los Rays en el campo.

El cuarto partido, también fue de alarido para los aficionados de Boston, ya que a pesar de que los Medias Rojas llegaron a contar con una ventaja de 5 carreras por 0 desde la tercera entrada, los Rays de Tampa Bay, lograron empatar el juego a 5 carreras al cierre de la octava entrada, por lo que los de Boston debieron esforzarse al máximo al cierre de la novena entrada para sellar el partido y la Serie Divisional, Christian Vázquez tendría un sencillo, Arroyo lo mandaría a intermedia con un elevado de sacrificio y Kiké Hernández cerraría la cuenta para que, Santana, quien entró de emergente, llegara sin problema a home, para llevar a Boston.

El camino de los Astros de Houston:

Por otra parte, los Astros de Houston cumplieron con todas las expectativas al terminar como líderes de la División del Oeste de la Liga Americana y en tan sólo 4 partidos dejaron fuera a los Medias

Blancas de Chicago, al ganar en la Ciudad de los vientos el día de hoy, con un contundente marcador de 10 carreras a 1, para instalarse en la Serie de Campeonato de la Liga Americana por quinto año consecutivo y buscarán la revancha de lo ocurrido en 2018 donde los Medias Rojas de Boston se quedaron con el gallardete en cinco compromisos.

Los primeros dos partidos celebrados en el Minute Maid Park en Houston, Texas, fueron ganados por los locales, el primero por 6 carreras a 1, mientras que el segundo partido, el marcador fue de 9 carreras por 4.

El domingo pasado en Chicago, los Medias Blancas de Chicago tomaron revancha de los Astros y se impusieron al son de 12 carreras contra 6, por lo que todo estaba puesto para que el lunes continuara la Serie Divisional, misma que debió suspenderse por las lluvias que se presentaron en Chicago y que hizo imposible que se desarrollara el encuentro.

La suspensión por lluvia jugó en contra de los del lado sur de Chicago, que perdieron el ritmo del triunfo del domingo por la noche y tuvieron que enfrentarse al lanzador de los Astros, Lance McCullers, a quien no pudieron hacer daño en el Juego 1 y les repitió la dosis con 4 entradas de pelota de una carrera y cinco hits.

Los Medias Blancas pegaron primero, con un cuadrangular solitario de Gavin Sheets en la baja del segundo episodio, pero fue maniatada la ofensiva local tras ello; sin embargo, Houston recuperó la ventaja el pitcher dio un pelotazo a Altuve con un out en la tercera, quien se robó segunda y luego se llenó la casa, Carlos Rodón no pudo salir del aprieto y Carlos Correa, con cuenta de 0-2, pegó doblete para darle la vuelta al marcador. Houston marcó tres carreras más en la cuarta entrada, silenciando el Guaranteed Rate Field.

Los Astros de Houston sumó una carrera más a su cuenta en la sexta entrada, y una más en la octava, concluyendo la tarea con tres carreras más en la novena entrada con cuadrangular de José Altuve.

El inicio de las Hostilidades en el Minute Maid Park:

A partir del próximo viernes 15 de octubre, los Medias Rojas de Boston se meterán al Minute Maid Park en Houston, Texas, para jugar los primeros dos encuentros de la serie antes de volver a Fenway Park el próximo lunes 18 de octubre.

Los Astros de Houston, se quedaron con la serie anual ante los Medias Rojas, al imponerse en cinco de los siete juegos en los que se vieron la cara en la campaña; pero la última vez que se vieron las caras fue en el ya lejano 10 de junio.

Ambas escuadras jugarán con el objetivo de ganar cuatro partidos en una serie de siete que comenzará el viernes 15 de octubre en el Minute Maid Park de los Astros, que tendrán la ventaja de la localía para la Serie de Campeonato bajo esquema de 2-3-2, es decir, los primeros dos juegos y los últimos dos (de ser necesarios) serían en Texas y los tres intermedios en Massachusetts. Esta serie definirá sus horarios en días venideros y como máximo finalizará el sábado 23 de octubre para dar paso a la Serie Mundial, que por última vez ganaron los Red Sox en 2018 y los Astros en 2017.